HOGAR SIN TÓXICOS

 

Si eres de las personas que han dado el paso para llevar un estilo de vida sin tóxicos, ya sabrás que tus mejores aliados en la limpieza son los productos que tenemos habitualmente en la cocina: bicarbonato, vinagre, limón y jabón natural. No es necesario que uses productos que pueden ser tóxicos, como la lejía y el amoniaco, y si los usas… ¡por favor, no los mezcles!


Si algo nos ha enseñado esta pandemia es que las bacterias no se quitan con lejía, sino lavándonos las manos con jabón y agua. Entonces… ¿crees que tu casa está más limpia si utilizas un detergente pensado para quitar la grasa industrial de un taller mecánico, por ejemplo? ¿Piensas que los productos agresivos con tu piel y el medio ambiente son los adecuados para limpiar tu hogar y cuidar de tu familia?


Ojalá hayas respondido “No” a estas preguntas. Si no, date la oportunidad de probar algo distinto, y de comprobar por ti misma si funciona, si limpia como a ti te gusta. No pierdes nada, ¿verdad? Aquí te vamos a dejar una serie de trucos que usamos en el día a día en nuestros hogares, con nuestra familia y nuestras mascotas.


  • Si necesitas una limpieza más profunda de los utensilios, hervirlos, meterlos en el lavavajillas o lavarlos a temperaturas muy altas. Esto es más efectivo que la lejía u otro producto comercial.

  • Si quieres ir un poco más allá y evitar o minimizar el consumo de plásticos, te proponemos que en vez de un estropajo industrial (derivado del petróleo) uses uno natural (luffa) o los cepillos de bambú y/o madera con cerdas naturales.

  • Para potenciar el cuidado y la limpieza de nuestra casa (electrodomésticos, muebles, cristales….), puedes utilizar aceites esenciales como el de limón para desengrasar o el cedro para cuidar y proteger la madera, etc.


Además, hemos comprobado que el limpiador multiusos Thieves Household Cleaner puede usarse como alternativa al vinagre, y para todo el hogar en distintas proporciones de dilución. Y es que con un simple tapón de producto puedes fregar toda tu casa, consiguiendo un suelo limpio y desinfectado, que además mantiene un olor a limpio mucho más tiempo que cualquier otro producto comprado en cualquier supermercado, con la tranquilidad de que nuestros hijos/as y animales están jugando en un lugar seguro libre de tóxicos.


La botella pequeña, teniendo en cuenta que en nuestro hogar lo usamos para todo (baño, cocina, suelo…), nos dura una media de seis meses. ¿Eres capaz de calcular el dinero que gastas en productos de limpieza en ese tiempo, el espacio que ocupan, el peligro que conllevan y la cantidad de plásticos que se utiliza para embotellarlos?


Así que te proponemos un reto, y es que pruebes, aunque sea una vez, a usar este producto en tu hogar, con tu familia y tus mascotas, y nos cuentes qué tal ha ido tu experiencia.


Almudena García y Celia Rodrigo











Aroma Revolution